31 de enero de 2018

Se desea


Se desea
aquello que es carencia.
Este cuerpo
es nube de (en)sueño
y fogata de primavera.

Se desea
ser cubierta por un cuerpo
que abrigue las pérdidas
y suavice las heridas.

Y la espera
se cubre de hilos,
de brasas y alertas.


-Verónica Calvo-

38 comentarios:

Verónica Calvo dijo...

Paso a leerles en estos días.
El tiempo no me da...

Gracias por los comentarios y por pasar a leer.

Carmen Silza dijo...

Él ser humano esta tan lleno de carencia que desea siempre, la cuestión es como hacerlo para gozar y no dañar.
Feliz día Verónica.
Besos cielo.

Verónica Calvo dijo...

A veces dañamos sin darnos cuenta, pero quien daña sistemáticamente y le da igual, fuera y que se lo haga ver.
Sí, estamos llenos de carencias, Carmen, y vamos como podemos.

Feliz día para ti también. Besos.

Rafael dijo...

Bonito deseo que espero se cumpla en tu protagonista.
Un abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Gracias, Rafael.
Y gracias por separar persona de personaje.

Abrazo.

Elisa Alcántar dijo...

sentido poema Verito , felicidades

todos necesitamos una brisa de alivio por el cuerpo y el alma
ojalá llegue pronto antes que se nos olvide para qué la queríamos jajajjj
muakkk :)

Verónica Calvo dijo...

Me has hecho reír, Elisa.
Sí. No pase como esperando a Godot.

Besos!!!

Sergio dijo...

El deseo como carencia. Sin duda. Pero si lo tuviéramos todo y no aspirásemos a nada no habría juego, objetivo, finalidad. En definitiva, no tendría sentido seguir. Un poema para reflexionar. Saludos

Verónica Calvo dijo...

Buena reflexión, Sergio.
Verdad. Las carencias también nos pueden movilizar.

Saludos.

Anónimo dijo...

Me encanta la palabra abrigo.
"...que abrigue las pérdidas ..." ¡cálido verso!.Lindo.

Abrazo .LDV

Noelplebeyo dijo...

y conformar belleza, en tan larga espera

besos

Pitt Tristán dijo...

Te leo. Haces gala, como diría Goethe, de una intensa dicción de emoción y verdad.

Un beso.

TORO SALVAJE dijo...

De carencia en carencia hasta el desastre final.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Me alegra que te guste ese verso, Lirio del valle.
Abrigo, abrigar, abrigarse... cuánto consuelo hay en ello.

Abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Profe, aplaudo tu poética.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Y yo te leo siempre con el cariño de antaño intacto.
Gracias, Pitt.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Pues no te falta razón, Toro Salvaje...

Bss.

lunaroja dijo...

Hay heridas que dejan cicatrices leves, y otras, profundas marcas. Todo forma parte del bagaje de la vida. Pero eso no quita que uno sienta que necesita la contención,el abrazo,el calor del otro.
Precioso tu poema!

Verónica Calvo dijo...

Así es, lunaroja, tal cual lo has dicho.
Al fin y al cabo todos necesitamos un poco de calor, aunque sea nada.
Me alegra que te guste este poema.

Besos.

Maite Lorenzo dijo...

Se desea y se espera...
"Y la espera se cubre de hilos" me encanta.
Feliz fin de semana.
Besos

José Valle Valdés dijo...

Qué bien logrado, amiga. El poema es puro ritmo y discursa que da gusto.

Abrazos

Neuriwoman. dijo...

El deseo tan fuerte como fugaz a veces. Un abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Muchas gracias, Pichy.

Abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Me alegra mucho volver a verte, Neuriwoman.

El deseo a veces fuerte y a la vez, fugaz.

Abrazo.

LA ZARZAMORA dijo...

El deseo es ese hijo prófugo que regresa... a veces, hasta sin pedir permiso ni saber a ciencia cierta si se le abrirá la puerta o el corazón.
La espera puede ser ardua, y mientras llega, alimentémonos de los abrazos y sonrisas cotidianas, las que llegan por sorpresa, o las que no suelen soltarnos porque nos conocen bien...
Besos, mi Corsaria Dark.

J. R. Infante dijo...

Un poema de alta sensibilidad, Vero, de los que dejan la piel de gallina.- Un abrazo

maría del rosario Alessandrini dijo...

Cuanto se añora esos momentos de amor, y el estar abrazos bajo las estrellas, bonito blog.
Abrazo

Verónica Calvo dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, Eva.
Qué bien lo has dicho.
Ese hijo prófugo ( que me ha encantado) vuelve siempre sin atender lógicas ni razones.

Besos, mi querida Corsaria Rebelde!!!

Verónica Calvo dijo...

Agradecida por tus palabras, Pepe.
Me alegra que te haya gustado este poema y que me lo digas.
Y también me alegra verte.

Abrazo enorme.

Verónica Calvo dijo...

Se extrañan, sí, María del Rosario. Hay sendaciones a lss que no es necesario poner caras ni fechas. La misma piel lo pide.
Gracias por venir a este poema.

Abrazo.

Alicia dijo...

Espero que esa espera acabe pronto y se curen las heridas.besos

Verónica Calvo dijo...

Es solo un poema, Alicia.

Besos.

Sandra Figueroa dijo...

Se desea siempre,......siempre....un gusto leerte...saludos

Verónica Calvo dijo...

Cierto, Sandra. Siempre estamos deseando algo o a alguien.

Un abrazo.

Marisa dijo...

Precioso!
De ausencias y anhelos.
Besos

Verónica Calvo dijo...

Me alegra que te guste este poema que has definido a la perfección, querida Marisa.

Besos!!!

Rosa dijo...

Y esa espera "se cubre de hilos ..."
Maravilloso este poema, intenso, y este verso tan luminoso.

Un beso, querida amiga.

Verónica Calvo dijo...

Me alegra que te guste ese verso.
Hilos por todas partes.

Besos, querida Rosa.