22 de abril de 2021

Poema de despedida

                                                                                   -Imagen Donata Wenders-


Fue plenitud
y luego sombra.


Del cielo despejado,
al filo del abismo.
La breve ausencia.
La gran herida.


Lo que se dijo.
Lo que callamos.
El paso del tiempo
                 y el frío.


Queda transitar el día hacia la noche
              y soportar el brutal silencio
          que deja el eco de tu memoria.


 -Verónica Calvo-
 (A C.S.G)


30 comentarios:

Carmen Silza dijo...

Un poema triste, triste despedida.
Todo no acaba querida Verónica.
Muere la flor, y nace otra.
Ese eco en la memoria impulsara otra salida.

Un fuerte abrazo estimada Verónica

Amapola Azzul dijo...

Muy buen poema, me llegó.


Besos.

Rafael dijo...

"...Sin palabras..."
Un abrazo.

Milena dijo...

Sentido homenaje a un trozo del pasado

Abrazo

lichazul dijo...

un eco que con los años a veces se desdibuja pero no se silencia
ojalá cuando llegue a tener mis sententa u ochenta mi memoria no juegue a las escondidas , aunque uno nunca sabe


besitos y mimitos al corazón :)
cuidate mucho

Kinga K. dijo...

Muy triste ♥

Rosa B.G dijo...

Hola Verónica, son trances, momentos, que vienen y van. Tras la oscuridad viene la luz, un saludo.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Verónica, lo que más quedan, cierto, son los ecos, porque es difícil, a pesar de los acuerdos, ajustarse a la soledad. Un abrazo. Carlos

Laura dijo...

Espero que solo sea el titulo del poema (que por cierto es precioso) y que no sea que te marchas.
Beso enorme.

Beatriz Martín dijo...

wwuuaauu tocando el alma me encantó profundo sentimiento entre versos, precioso un abrazo desde mi brillo del mar

Verónica Calvo dijo...

Laura... ¿?
Es para alguien que ha fallecido y a quién echaremos de menos siempre.

Besos.

TORO SALVAJE dijo...

Es un sentido homenaje.
Un poema de corazón en luto.

He pensado ahora en tantos muertos ya en mi memoria.
No me llega la poesía para abrazarlos a todos.

Un abrazo.

lunaroja dijo...

Tremendo poema, desgarro y tristeza... Muy profundo, deja esa sensación de absoluta pérdida.
Me ha encantado y a la vez me ha dejado esa huella que vuelve a cobrar presencia de los que ya no están.
Impecable preciosa.
Gran poeta Vero... grande.
Besos.

Luján Fraix dijo...

Esa ausencia hoy se siente más que nunca cuando repasamos los años de compañerismo y amistad.
Ha fallecido Marisa (Xanela)
Quizá ya lo sepas pero tuve la necesidad de compartir esta tristeza.
Un abrazo. Cuídate.

Verónica Calvo dijo...

Querida Luján, no lo sabía. Hace meses que no paso por FB y estoy muy desconectada por otros motivos.
Una gran pérdida. Tuve el honor de conocerla en persona y hoy sumo su pérdida a esta otra.
Marisa nos deja su excelente poesía y su recuerdo. Gran poeta y gran persona. Lo siento mucho, es una noticia muy triste.

Gracias, amiga.
Cuídate también. Abrazo lleno de cariño.

De barro y luz dijo...

¡Y el eco del silencio que retumba sin acabar de extinguirse en el vacío!
El amor es un largo adiós hasta que se acaba (parafraseando a Pedro Salinas)
El problema suelen ser los "lo" que se dicen o se callan a destiempo :(

Bss

eli mendez dijo...

un poema fuerte, sentido...hasta te diria honorable.. profundo.. Me ha gustado mucho!!! Mi abrazo en esta noche para vos querida Verónica!!!

Laura dijo...

Lo siento mucho Verónica. Te abrazo.

Noelplebeyo dijo...

Un abrazo

Sergio dijo...

No me gustan las despedidas pero sí recrearme en un poema que las analiza tan bien. Sacas a la luz el sentimiento de pérdida como nadie. Y cuando te enfrentas al sentimiento y lo pones bajo el foco, el problema agobia menos, es casi catártico. Buen fin de semana, Verónica.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Qué buena síntesis hiciste de esa plenitud con cielos despejados y esa sombra que se difumina cuando el tiempo nos va llevando cerca del abismo final...Después quedan las palabras y los silencios...Largo el dolor en la memoria.
Mi felicitación por esa dignidad y profundidad, que envuelve el poema y nos emociona.
Mi abrazo entrañable y mi ánimo por tu dolor, Verónica

Jorge M dijo...

Ese eco queda encapsulado entre tiempo y memoria, magia y nostalgia, ser y estar.
Muy profundo y muy inspiradoras tus palabras amiga Verónica, un abrazo , ten un lindo fin de semana.

Kasioles dijo...

Escribir tan bello como lo haces, solo se logra cuando un sentimiento profundo araña el alma, sé de vacíos, de soledad, de silencios y de noches interminables en las que el eco repite una y mil veces su nombre.
Reconozco que el poema es triste, pero no deja de encerrar una gran belleza.
Cariños y buen fin de semana.
Si de algo ayuda, te mando un ramillete de flores virtuales muy rojas.
Kasioles

Rosa dijo...

El eco que no se apaga.
Muy hondo y precioso.

Lo siento, querida amiga.

Un beso.

Eva S. Stone dijo...

Algunas despedidas cuestan mucho... Y se alargan sin querer porque no quieren ser, aunque no haya más remedio que hacerlas.

Un beso lector.

dijo...

Los dos extremos en una misma línea.
Muy bueno.
Un saludo.

Conchi dijo...

La marcha de un ser querido siempre produce mucha tristeza. Aunque triste es muy bello tu poema.

Abrazos.

A.S. dijo...

Muy triste Verónica.
Tudo é tão breve...

Te dejo mi abrazo!

Verónica Calvo dijo...

Muchas gracias por sus comentarios.
Muchas gracias por la cercanía.

Maite dijo...

Un abrazo, Verónica.