19 de octubre de 2016

Reflexión al anochecer

-Imagen tomada de la red-

Claudicar.
Postrarme ante la nada.
Levantar un nuevo vuelo
desde el borde de la mañana.

Descansar.
Cerrar los ojos y mecerme
en un intento de olvido,
en un péndulo emocional.

¿Perdonar?
Lista confeccionada.
Me lo perdono todo.
A otros… nada.

Claudicar. Descansar.
¿Perdonar?
Un último intento
de (re)comenzar.

-Verónica Calvo-

-A Eva, mi querida Rebelde, con toda mi gratitud-




32 comentarios:

Rafael dijo...

Siempre es bonito recomenzar.
Un abrazo.

TORO SALVAJE dijo...

He de vigilar lo que digo en este comentario.
No sea que me caiga la del pulpo.

A ver:

...........

Pues eso.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Hay veces que un email trae más consuelo que cualquier acto físico de cariño en los malos momentos.
Este poema, aclaro, nació después de un día pésimo tras recibir un email de Eva que me despejó la bruma y calmó la tristeza.

Ella y yo sabemos :)

Gracias una vez más, Eva.

LA ZARZAMORA dijo...

;)

Gracias a ti.

Anónimo dijo...

Un gran poema.
Reflexivo y con esperanza.

Sergio dijo...

Temas de email aparte quiero comentar eso de "me lo perdono todo a otros nada". Es un hecho científico que todos somos así por naturaleza. Nos guste o no, en esos versos hay una verdad que leí hace poco en el "Muy interesante".
Ya ves que tu poema estimula incluso de formas que tal vez no esperabas. Es lo que tiene escribir. Tu haces la obra pero luego a los lectores nos aporta vitaminas distintas. Saludos.

Verónica Calvo dijo...

Y sobre todo es necesario.

Gracias, Rafael. Abrazo.

Verónica Calvo dijo...

:D Toro Salvaje...

Bss

Verónica Calvo dijo...

;) besos, mi querida Rebelde.

Verónica Calvo dijo...

Gracias por verlo así, anónimo Paty.
Con tener las nubes a raya es suficiente.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Lo del perdón entra en lo políticamente correcto, por lo tanto no va conmigo expresarlo cuando no es verdad.

El poema siempre acaba siendo del lector que lo hace suyo. Cuidalo.

Gracias S.

María Perlada dijo...

Sentir que te meces mientras cierras los ojos sin pensar en nada.

Un beso, preciosa.

una chica de ojos marrones dijo...

una preciosidad!
me encanta el poema y la dedicatoria!!
besotes!!

Elisa Alcántar Cereceda dijo...

esto del perdón no me convence...
prefiero a un ser consecuente aunque sea políticamente incorrecto

besitos

Sneyder C. dijo...

Es bueno recomenzar después de perdonar para poder ver tras la bruma esos fantasmas que oprimen el alma.
Reflexivo tu poema.

Un cálido abrazo

Lola Barea dijo...

Después de la tormenta viene la calma, pensar en: Si hoy ha sido un mal día será por algo, quizás sea para que esperemos con ilusión el mañana. Hola querida Verónica, tu poema de hoy es reflexivo, me ha encantado leerte, gracias por compartir tus letras.
Un fuerte y grandote abrazo.

Lola.

Verónica Calvo dijo...

María, y a ser posible, avaporándose a otra galaxia.

Un beso grande.

Verónica Calvo dijo...

Mi chica de ojos marrones, lo sé, lo sé... ;)

Besazo.

Verónica Calvo dijo...

Elisa, en realidad el "perdón" es para uno porque si no quedas en paz contigo, no lo estás con quien ha de ser "perdonado".
El perdón es en su inmensa mayoría, una hipocresía.

Besos y gracias por no estar en lo políticamente correcto ;)

Verónica Calvo dijo...

Gracias, Sneyder.
El perdón es un asunto difícil porque esos fantasmas se instalan hasta sepultarte.
(Re)comenzar, siempre.

Abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Querida Lola, tal vez sea así.

Gracias por venir del feis a leer al blog :)

Besos!!!

José Manuel dijo...

De la reflexión y el perdón nace un nuevo comienzo...una nueva esperanza.

Besos

Rosana Marti dijo...

Muy bella letras dedicadas a una amiga, que bonito te quedó el poema.

Besos!!

Conchi dijo...

Perdonar tiene su recompensa, ya que trae paz a nuestro espíritu y fortaleza para iniciar una reconciliación.

Besos.

tecla dijo...

Nada como levantar el vuelo desde el borde de la mañana, la rebeldía es buena cuando tratan de imponernos.
No somos un trapo en manos de los otros.
SOMOS

Verónica Calvo dijo...

A veces sí, José Manuel.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Gracias Rosana.

Besos grandes.

Verónica Calvo dijo...

Hay actos y personas a las que jamás se puede perdonar. Queda asimilarlo y sin más, seguir.

Gracias por tu punto de vista, Conchi.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Totalmente de acuerdo, tecla.

J. R. Infante dijo...

En cualquier caso, y después de todo lo leído, te quedó un poema de lujo.- Un abrazo

Anónimo dijo...

Eso es Verónica. Me alegro de que la esperanza sea reemplazada por la victoria. ¡Besos!

Rosa dijo...

Recomenzar siempre.
El perdón siempre sana, no digo que sea en ocasiones fácil, pero es lo mejor ... recomenzar sin lastres en el alma. La palabra perdón no sé si es políticamente correcta o no, lo que si he aprendido, es que es necesaria ...

Un beso, querida amiga.