23 de febrero de 2021

Corazón dormido

                                                                      -Imagen Duy Huynh-


Amanece
desnuda, casi desnuda,
la esperanza que insiste
en su visita,
a un corazón dormido.


De esta orilla al oleaje de un nombre,
la esperanza se desnuda
y el amanecer, sucumbe al sueño.


El invierno llegará a su término.
Revivirá lo que enterraste.
Cantarán al débil sol de marzo
en su creciente alegría
y el corazón que duerme,
soñará que en una mirada,
se desnuda.


      Amanece…
                  Primavera velada.


 Alguien canta en la orilla.


-Verónica Calvo-

36 comentarios:

Verónica Calvo dijo...

El verso en cursiva pertenece al poema Primavera velada de Rimbaud.

eli mendez dijo...

Cuanta nostalgia frente a una primavera que llegara pero parece privada de esperanza.. Ojala no sea de ese modo y todo se vista de colores y de un nuevo renacer. Bello poema Verónica!!!Abrazo enorme y bonito dia para ti!!!

TORO SALVAJE dijo...

Leo, releo y vuelvo a leer.
Intuyo, siento, imagino y me deleito.

Gracias por tu poesía.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Eli, gracias. Me alegra que te guste este poema.

Buena semana.
Abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Toro Salvaje, gracias a ti, siempre.

Bss.

Amapola Azzul dijo...

Es difícil vivir sin esperanza.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Amapola, sí que lo es.

Besos.

Carmen Silza dijo...

Excelente poema Verónica, hay tristeza en él, y deseos de encontrar solución. Una primavera maniatada...
Esperemos que todo vaya a mejor amiga, pensemos que sí, que lo otro viene sin buscarlo.
Un abrazo Verónica.

Verónica Calvo dijo...

Carmen, muchas gracias.
Siempre esperamos que el futuro sea mejor, de otra manera ciertos momentos son insoportables.
Y es como bien dices: viene sin buscarlo. Ahí sí vive algo de esperanza.

Abrazo.

Noelplebeyo dijo...

floreciendo

siempre estás así

besos

Verónica Calvo dijo...

Profe,eso es que me miras con amabilidad.
Sonrío.

Besos.

lunaroja dijo...

ES TU POESÍA
ERES TÚ.
ES TU HUELLA.
Grandísimo poema...
la primera estrofa es una joya!
Me encantó.
Un besazo.

Verónica Calvo dijo...

lunaroja, muchas gracias!!!
Superada por tu comentario.
Ese verso de Rimbaud es una belleza; una joya. El mérito es suyo, que me inspiró.

Besos, A.

Rafael dijo...

Hay olor a un nuevo amanecer y primavera...
Un abrazo.

Verónica Calvo dijo...

Rafael, pues que nos pille despiertos y de buen ánimo.
Sonrío.

Abrazo.

A.S. dijo...

O inverno está chegando ao fim, mas lá florescem carícias da primavera no coração que dorme e songa que se desnuda a uma mirada!
Belo o teu poema Verónica!

Feliz noche. Besos!

Maite dijo...

Comienzan ya a vestirse las ramas desnudas de los árboles, una primavera velada y si, escucho el canto...
Besos

De barro y luz dijo...

La esperanza canta desnuda y al despertar nos cubre con su manto floral de primavera... llega un canto casi como un susurro.


Bss

Jorge M dijo...

Hermosa conjunción amiga Verónica, versos suaves con una delicada melancolía, y el despertar de la esperanza, se va el invierno, y la primavera enciende su luz.
Me gusta mucho tu sentir y como escribes amiga , un abrazo, se muy feliz

Verónica Calvo dijo...

Albino, esperemos que ese corazón dormido despierte.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Maite, si escuchas el canto, es que tu corazón está despierto :)

Besos **

Verónica Calvo dijo...

De barro y luz, a veces es mejor un susurro insinuante, que un canto :)

Besos.

Verónica Calvo dijo...

Jorge, muchas gracias por tus palabras. Me alegra que te llegue así mi poesía.
Esperemos que (nos) vuelva la esperanza.

Abrazo grande.

dijo...

Todo pasa y todo llega...
Un saludo.

Verónica Calvo dijo...

Né, irremediablemente.

Saludos.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Verònica, cada día llega desnuda la esperanza, tratando de despertarnos, pero dormimos como el lánguido invierno...Llegará un momento que oigamos los cantos primaverales y quizá entonces de la mano de la esperanza, soñemos de nuevo con la vida...Inspirador tu poema, amiga.
Mi abrazo entrañable por tu amor a las letras, Verónica.

Verónica Calvo dijo...

Querida María Jesús, esperemos que así sea :)
Muchas gracias por tus palabras.

Abrazo grande.

Carmela dijo...

Que esa mirada se desnude pronto :))

Un placer leerte, Verónica.

Un beso.

Verónica Calvo dijo...

Carmela, ojalá, que hay demasiados corazones dormidos ya :)

Besos.

Ceciely dijo...

La primavera temblando abre sus ojos dormidos al corazón de esperanza. Abraza sus pies desnudos para alegrar la mirada de los cristales velados. Precioso e inspirador poema.
Siempre un encanto leerte, Verónica.

Verónica Calvo dijo...

Ceciely, tu comentario es en sí mismo un poema.
De cristales velados al cielo.
Me alegro que te haya gustado.

Abrazo.

Sergio dijo...

Yo veo más la esperanza que la desesperanza en el poema. Ese corazón que desea no da nada por perdido. Sólo expresa su deseo y no da por perdida ninguna posibilidad. Porque nunca está todo perdido mientras se sigue aquí. Vivir en invierno sólo significa que la primavera está cerca. Un abrazo

Verónica Calvo dijo...

Sergio, a pesar de todo :)

Abrazo.

Laura dijo...

Quizá era yo, quien tarareaba una canción sin nombre (que por cierto, aún no he conseguido adivinar) Por cierto ¿llegaba hasta allí? tengo que controlar el volumen, últimamente lo tengo descontrolado... 😉
Besos desde esta orilla, preciosa.

Laura dijo...

Pausa.

Y releo.

Esta quietud me viene tan bien...

Besos, Verónica.

PD. Me detecta como si ya hubiese comentado en esta entrada, pero no sale dicho comentario...lo vuelvo a intentar.

Verónica Calvo dijo...

Laura, es por la moderación de comentarios. No estoy mucho por aquí por falta de tiempo. Además, tus comentarios se detectan como spam y no suelen notificarlos.
Pero bueno, aquí están :)

Tu canto llega.

Besos grandes.