23 de octubre de 2015

Sea

Hubo un desencanto,
-tal vez dos-,
rompiendo una noche
para instalarse en un verso.

Tras la derrota
vino una esperanza
vestida de vapor añejo.

Porque dentro del alma,
la poesía tiene licencia
y versa añejo luto,
días de lunas
y noches de soles.

Pero vino el cadencioso
rumor de las alas que elevan
y sobrevuelan las borrasca.

Y ahí,
donde el cielo es inmenso,
lleno de dolores y esqueletos,
mil pájaros negros lo surcaron
devorando cada nube densa
que se nutre de las venas.

-Sea así,
dijo entregada a la memoria de hormonas,
a la evidente pleamar donde desborda.
-Sea.
Y agazapada, se camufló, en su propia sombra.

-Verónica Calvo-

-Imagen tomada de la red-

16 comentarios:

Verónica Calvo dijo...

Iré leyéndoles.

Buen fin de semana y gracias por los comentarios.

Darío dijo...

Como si todo el mundo transcurriera entre versos, estos que me encantan. Un arbazo.

TORO SALVAJE dijo...

No hay mejor sitio para guarecerse que nuestra propia sombra.
Lejos de todo lo que mueve a los miserables.

Besos.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Verónica, a veces la noche se rompe y el desencanto nos viste de una extraña tristeza, que nos va anulando poco a poco...Los pájaros negros nos habitan, se adueñan de nuestra alma y nos acurrucamos en nosotros mismos...Son momentos de reflexión, que nos impulsarán al cambio con la luz del alba.
Mi felicitación y mi abrazo de luz por tu profundidad, amiga.
M.Jesús

Rafael dijo...

Algunas almas se ocutan tras sus versos.
Un abrazo.

lichazul alqantar dijo...

sea
uno decreta lo que ocurre en uno
sea y será

precioso poema Verónica
buen fin de semana
abrazos

ReltiH dijo...

ESE CIERRE ME AGONIZÓ!!!
ABRAZOS

Lujan Fraix dijo...

Qué hermoso Verónica, siempre me llegan tan profundamente tus letras porque están escritas desde el alma, desde tus soles y tus sombras.
Bellísimo.
Un beso grande.

Pd Quizá ya lo viste pero te dejo esta dirección del blog de mis poemas solamente donde se puede dejar mensaje por si gustas pasar.

arboldedianabis.blogspot.com

Gracias amiga.

tecla dijo...

Es un poema divino, Verónica que en estos momentos no te puedo definir pero que lo he sentido y lo he vivido. Me he perdido en él y en su sombra.
Ojalá se despierte.
Un beso.

Rosa dijo...

Momentos de recogimiento.
Como preludio de algo ...

Un beso y mi cariño.

Lola Barea dijo...

Que lindo poema Verónica, es precioso, directamente del Facebook hasta aquí y ha merecido la pena, pues he disfrutado de tus letras. Un abrazo, amiga.

Lola.

Julieta dijo...

Delicioso rincón, los versos, para guardar...

Un abrazo

S. dijo...

Me gusta el inicio con lo de los desengaños que te llevan a refugiarte en los versos. Porque la poesía sirve de refugio a muchos que a veces nos exiliamos de la realidad que se vuelve un poco difícil. Luego regresamos mejores o más fuertes. La poesía es belleza. Pero también es la fuerza con la que seguimos algunos. Saludos y buen inicio de semana poetisa.

J. R. Infante dijo...

Sea una poesía como la tuya, Vero, que enamora. Besos

Anónimo dijo...

Qué alma de artista y poeta tienes. Vayas a donde vayas, escribas lo que escribas, ahí estás tú, con tu puño y letra y la composición. Me gusta este cambio de hormonas y emociones plasmado en este poema tan sincero.

LA ZARZAMORA dijo...

Sea.
Entre desencantos, derrotas, y sombras...
la caída de los versos mecidos por los ajados sueños...

Besos, mi niña bonita.