28 de octubre de 2018

Tiempo herido

-Imagen tomada de la red-
Me abismo en tus ojos,
silente y ausente,
como un ocaso sin matices.
No me ves,
porque me escondo.

Me reflejo en tu pupila
y veo el tiempo herido
por los avatares de la vida.
Es hora de renovar,
de salir a mar abierto
y embellecer con coral.

Te haré una corona de espuma
y tú, me bañarás en la pleamar.
Habitaré en tus abrazos,
anidarás en mis raíces.

Este espacio despoblado,
desvestirá el luto anticipado,
y seremos brisa fresca;
suspiro que agoniza
ante lo renovado.


-Verónica Calvo-

24 comentarios:

Julieta dijo...

Auténtico... un gusto leerte.

Un cálido abrazo.

Rafael dijo...

Hay luz y esperanza en los versos que nos dejas...
Un abrazo y feliz fin de semana.

Verónica Calvo dijo...

El gusto es mío, Julieta, por tu presencia.

Otro cálido abrazo para ti.

Verónica Calvo dijo...

la luz y la esperanza, como diría Lorca, nos persiguen y nos rondan.
Siempre dan atisbos, incluso en la más profunda oscuridad.

Feliz semana, Rafael, abrazos.

Alcántar Cereceda dijo...

replantearse y repoblar el páramo es el respiro no oxidado
hermoso poema Verito

muchas gracias por tus huellas
besitos de sol

pd...Lichazul no es, es otra blogger que persigue mis blogs desde hace años y que cada cierto tiempo invade con mails y comentarios desagradables mis blogs

Noelplebeyo dijo...

Brillante en la penumbra

Besos

Verónica Calvo dijo...

No queda otra. Incluso sin motivación o fuerza.

Lo sé, Elisa.
Quise  decir entre Lichazul, que escribe, y Elisa persona.
Ni caso. Hay demasiada frustración y tiempo libre en algunas personas. Si no les gusta algo, con no volver... Pero su mal ambiente, lo descargan en otros.

Besos y buena semana.

Verónica Calvo dijo...

Me dejas pensando, Profe.
Se puede brillar en la penumbra???
Con licencia poética, sí.
Creo...

Besos.

Horacio Beascochea dijo...

Renovar el tiempo herido, tender un puente nuevo, apostar a la esperanza, tan devaluada a veces.
Saludos

Verónica Calvo dijo...

Así es, Horacio.
Para mí la esperanza está sobrevalorada, pero sin ella, esos puentes no se construyen.

Saludos.

TORO SALVAJE dijo...

El poema me parece demasiado íntimo como para mancharlo con un comentario que igual no es apropiado.
Eso sí, es un magnífico poema.

Besos.

Verónica Calvo dijo...

No te preocupes, Toro Salvaje.
Es un poema, nada personal.
Me alegra que lo veas así.

Bss.

Maite Lorenzo dijo...

A veces el tiempo me hiere... corre tan deprisa.
Brillante poema, Verónica.
Besoss y feliz inicio de semana

Sandra Figueroa dijo...

Siempre hermosos tus versos amiga....saludos a la distancia.

Verónica Calvo dijo...

Agradecida por tus palabras, Sandra.

Abrazo y que tengas una buena semana.

Verónica Calvo dijo...

A veces no hiere, Maite.
Y sí, corre y nos vamos quedando atrás, otras, nos ajustamos.

Me alegra que te guste este poema.
Buena semana. Abrígate.
Besos.

Sergio dijo...

Me he sentido como un glotón delante de un festín variado sin saber qué manjar escoger. Cada estrofa llena de versos e imágenes deliciosos. Soy muy de destacar algo pero esta vez hay tanto... Un abrazo

Carmen Silza dijo...

Sigamos apostando por Esperanza para unir esos puentes.
Muy buen poema Veronica.
Un beso y feliz semana

Verónica Calvo dijo...

Muchas gracias, Sergio, siempre cercano con mi poesia.
Si te llenaste de imágenes, contenta de haberlo publicado.

Un abrazo y buena semana.

Verónica Calvo dijo...

Muchas gracias, Carmen.
La esperanza es quien construye esos puentes. No la perdamos.

Buena semana, besos.

Rosa dijo...

Me parece precioso, con esas imágenes tan sugerentes.
Y esperanzado, sí, no perdamos nunca la esperanza.

Un beso, querida Poeta.

Verónica Calvo dijo...

Me alegra que te guste, querida Rosa.
La esperanza tiene la rara habilidad de revivir, incluso cuando agoniza. No la perdamos, no.

Besos.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Si, Verónica...A veces el amor se enferma, se diluye poco a poco, como las flores en la oscuridad...Hay que airearlo a mar abierto, renovarlo, darle libertad para que vuelva a nacer...Todo muere y renace.
Me encantó el poema y sus metáforas genuinas y profundas.
Mi abrazo y mi gratitud, amiga.

Verónica Calvo dijo...

Y mira que cuesta revivir lo que va muriendo, querida María Jesús.
Has dicho una palabra que para mi, es fundamental: libertad.

Gracias a ti, siempre.

Abrazo.